domingo, 22 de enero de 2017

El sexo anal no es tan malo como lo pintan


Quien hable mal del sexo anal, una de dos, o nunca lo ha probado o ha tenido una mala experiencia, pero bien hecho es posiblemente de las prácticas sexuales más placenteras que existen tanto para el hombre como para la mujer.

También hay muchos mitos en lo que se refiere al sexo anal, mitos como por ejemplo que siempre duele la primera vez y barbaridades como que las chicas se pueden quedar embarazadas si sus parejas eyaculan dentro durante la penetración, evidentemente esto es producto de una gran desinformación y en muchos casos también de la ignorancia y por ello hemos creado esta entrada en elitesingle.es.

Para empezar, BAJO NINGÚN CONCEPTO una chica se queda embarazada practicando el coito anal y si esto sucede puede ser por dos motivos: o porque su chico se ha equivocado de agujero o porque tiene un conducto que une su ano y su vagina, cosa que hasta el día de hoy no se ha dado ningún caso. Con esto seguro que vamos a tranquilizar a muchas chicas y esperamos que sea el comienzo para empezar a disfrutar de los placeres del recto.

Luego está el tema del dolor, obviamente si tu pareja es un bestia que directamente intenta penetrarte pues lógicamente te dolerá y no querrás volver a probar jamás, pero ésto es una cuestión de sentido común y los preámbulos serán fundamentales para tener una primera vez satisfactoria. La paciencia y la comunicación es la clave para disfrutar del sexo anal, además de la higiene y de una abundante lubricación.

Después de una buena ducha y si es posible una lavativa, lo siguiente es comenzar a jugar con el ano mientras os besáis, acariciáis y os miráis a los ojos, no apaguéis la luz porque os perderíais lo mejor y es ver la cara de satisfacción de vuestra pareja. También es importante preguntarle a tu pareja cómo se siente en todo momento porque os ayudará a seguir el camino correcto. Acaricia su ano con suavidad mientras le aplicas lubricante natural, nada de inventos raros porque puede irritarle el ano. No mires el tiempo ni seas impaciente porque hay chicas que pueden tardar mucho en relajarse, tan solo insiste y no pares de acariciar porque al final llegará la recompensa.

Aunque veáis en las películas porno a unas mujeres culonas espectaculares a las que les entran los penes hasta el fondo desde el primer segundo, esto es completamente falso y previamente ha habido una preparación, que lo sepáis.

Después introducid la punta de vuestro dedo y simulad una penetración, es decir, meter y sacar a un ritmo medio y vais a notar como cada vez entra más y más hasta tener el dedo completamente metido. Justo ahí es un buen momento para encarar vuestro pene y que ella sola vaya metiéndoselo, el hecho de sentirlo en su agujero prohibido las excita muchísimo y es motivo suficiente para que sigan dilatando de forma natural.

En este punto ya lo tenéis todo hecho, sencillamente tenéis que ir con cuidado e ir penetrando lentamente para que ella sienta el máximo placer, si quieres más no te preocupes que su culo irá buscando lo que necesite.

Buena suerte amig@s y ya nos contaréis que tal os ha ido...


No hay comentarios:

Publicar un comentario